Stadia, la plataforma que podría destronar a las consolas de videojuegos

La última propuesta de Google en materia de entretenimiento enfila la recta final para su puesta a punto. Pero luego de casi tres meses de su anuncio, las dudas se posan sobre el lanzamiento de Stadia para este verano.

A tres meses de su anuncio

En marzo de este año, Google anunció su caballito de batalla que prometía hacerle frente a las consolas más populares y vendidas del mercado. Se trataba de Stadia, una plataforma de videojuegos que tiene entre sus ventajas que no es necesario una consola física para utilizarla.

Durante la Game Developers Conference 2019 realizada en San Francisco, la empresa estadounidense dio los detalles. Se trata de un servicio para los amantes de los videojuegos, con el que se puede disfrutar de los juegos vía streaming; no se necesita una consola, descargas, ni mucho menos parches, no. Solo un control de mando bastará para disfrutar de cualquier juego.

Stadia, que se puede utilizar en smartphones, tablets o cualquier dispositivo con Google Cast, presentaba algunos detalles que acrecentaron las expectativas. En primer lugar, el mando también contará con un asistente que ayudará al gamer con consejos oportunos. Además, también estará conectado vía WiFi, por lo que la velocidad en la respuesta sera abrumadora; y la latencia, casi insignificante.

Otro factor a tener en cuenta, es la resolución de hasta 4K HDR a 60 fps al principio; pero bajo la promesa de que en un futuro llegará a los 8K y más de 120 fps. También contará con una API de Vulkan de alto rendimiento con gráficos 3D en tiempo real, y una memoria de 16 GB combinados de VRAM con RAM con banda ancha de 484 GB/s. Nada mal para ser una primera versión.

¿Acabará con la competencia?

Stadia, la plataforma que podría destronas a las consolas de videojuegos
Stadia, la plataforma que podría destronas a las consolas de videojuegos

Ahora bien, aunque a simple vista parezca ser un duro contendiente, Google Stadia tiene en frente a rivales de gran peso. Para empezar, Stadia debe lidiar con la popularidad que Sony, con PlayStation; Xbox, de Microsoft, y Nintendo, tienen.

En el caso de Sony, Stadia tiene que afrontar a la consola más vendida del 2018, el PlayStation 4. Con 17,7 millones de unidades vendidas, PS4 mantuvo el liderato en ganancias que ha tenido desde el 2014. Y es que pese a la cercanía de la llegada del PlayStation 5, la consola fue capaz de superar a rivales como Xbox One y Nintendo Switch.

Y precisamente en el caso del Switch, los números no están tan lejos. No solo en 2018 estuvo pisándole los talones a PS4 en cuanto a ventas se refiere. Para el primer trimestre del 2019, la Nintendo rebasó a Sony en el apartado de ventas en Japón, uno de los países más competitivos en cuanto a videojuegos se refiere.

Por su parte, Xbox también tiene mucho por decir. A pesar de estar un escalón más abajo que sus competidores en el apartado de ventas, las innovaciones no paran de llegar. La última de ellas, el lanzamiento del Xbox One S All Digital sin lector de discos que dejó boquiabierto a más de uno.

En definitiva, Google Stadia comenzó con las expectativas por todo lo alto, pero su camino para relevar al resto de las consolas podría estar todavía muy lejos de cumplirse.

0/5 (0 Reviews)
>